5 curiosidades de Hermosillo, Sonora

Curiosidades de Hermosillo

Un presidente municipal de Hermosillo consiguió traer un importante premio para la ciudad; existe una tribu milenaria que aún pide permiso para comer al mar; hay una colina de nombre tan extraño que te costará creer que es verdad.

Sin duda la capital de Sonora es una de las ciudades menos exploradas de México, quizás por estar tan al norte del país.

No obstante, esta urbe cuya fundación fue el 18 de mayo de 1700 cuenta con peculiaridades que merecen ser contadas, especialmente porque algunas son bastante simpáticas y otras dignas de admirarse.

Estas son cinco curiosidades de Hermosillo:

Cerro musical. Una curiosa atracción turística de la capital de Sonora es el “Cerro de las Campanas”. No es que el monte tenga la forma de este artefacto musical, sino que en su cima existen unas piedras que al golpearlas producen un sonido similar al de una campana.

Premio ecológico. Cuando Javier Gándara fue presidente municipal de Hermosillo, la ciudad consiguió una Escoba de Plata, reconocimiento otorgado a la capital de Sonora por la Asociación Técnica para la Gestión de Residuos y Medio Ambiente (ATEGRUS) por el manejo de residuos que realizó la administración.

Playas vírgenes en Sonora.  La Bahía de Kino, ubicada aproximadamente a una hora y media de distancia de Hermosillo cuenta con algunas zonas que aún no forman parte del turismo tradicional: hay muy poca infraestructura y la intervención humana es mínima, algo que los turistas aprecian bastante.

Grupos étnicos. En zonas cercanas a la capital de este estado norteño es posible encontrar comunidades de Seris, grupo indígena milenario que trata de mantener sus hábitos nómadas pese a la presencia de urbanización y tecnología.

Tienen su cultura tan arraigada que aún tienen tradiciones como “pedir permiso al mar” para poder comer de él (cuando pescan)

Sin duda Hermosillo tiene múltiples curiosidades, estas son solo algunas de ellas e invariablemente, Sonora al ser el estado más grande de México tiene muchas más.

¿Conoces alguna?